Curso de retrato y publicidad


El pasado sábado acudí a un curso de fotografía sobre retrato y publicidad organizado por “pentaxeros“. El taller se impartió en el estudio de Iñaki Oñate, un fotógrafo especializado en interiorismo situado en Erandio (Vizcaya). Nada más entrar al local me quedé impresionado por el tamaño, me pareció de película. Es más, el anfitrión al ver mi cara y la de otro compañero dijo “es la primera vez que estáis aquí, ¿no?”.

Tras unos minutos de espera llegaron el resto de alumnos y los profesores: Ben Albares y Mika Cruz. Comenzamos con algo de teoría sobre el mundo del retrato en general y después nos centramos en el mundo publicitario. Posteriormente, Mika pasó de puntillas por los aspectos de la iluminación para tener unas nociones básicas. Al finalizar, Ben nos hizo una pequeña demostración de como fotografiar a la modelo, en esta ocasión era Garazi Sánchez. Esta sin lugar a dudas era la parte que yo consideraba más importante del curso, ya que lo que quería era saber como tratar con la modelo para que ella comprenda lo que quiero retratar.

Después fuimos fotografiando uno tras otro a la modelo con una botella de Martini, porque el tema del curso era sobre publicidad de bebidas espirituosas. Cuando me tocó el turno coloqué el transmisor en la zapata de mi Nikon D40 y para mi sorpresa, cada vez que pulsaba el botón de captura no saltaban los flashes de iluminación. Por lo tanto, los profesores acabaron dejándome su cámara, una Pentax K5.

Y bueno… hay ciertas diferencias entre las dos cámaras, especialmente en el peso. Al principio se me hizo raro fotografiar con otra máquina, pero poco a poco me fui familiarizando con ella. Tampoco había mucho que hacer con ella, era mirar por el visor, encuadrar y disparar, así que no fue muy duro.

Al llegar la hora de comer fuimos a un restaurante, que fue la ocasión perfecta para ir haciendo migas con el resto de alumnos y conocer un poco mejor a los profesores. Finalizada la comida volvimos al estudio para pasar toda la tarde fotografiando. La dinámica de la tarde transcurrió de manera amena y divertida. Nos separaron en dos grupos, mientras los pares retrataban a las modelos, la anteriormente mencionada Garazi y a Alba Larrea, los impares visualizaban las fotografías realizadas en la pantalla. Los profesores también se separaron Mika ayudaba en los temas de iluminación y Ben comentaba las fotografías.

Cada alumno sólo tenía la opción de hacer tres fotografías a cada modelo, de tal manera que los disparos a la vez que pensados tenían que ser rápidos para que pudiera practicar el compañero siguiente. Al sentarse al lado de Ben para ver las fotografías de cada uno te indicaba cuales habían sido los aciertos y cuales los fallos. De esta manera según transcurría la tarde se podía ver el progreso en cada uno de nosotros. Además, las que le gustasen al profesor eran puntuadas con 4 o 5 estrellas.

Mi valoración sobre el curso es que me lo pase muy bien, me divertí mucho y se me quedaron muy marcados tres rasgos ya conocidos a la hora de hacer retratos: no cortar las manos, utilizar la regla de los tercios y el encuadre es fundamental.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s